Y como, finalmente, salí de la bulimia.

1604797_234450656759669_2013877635_n

Sé que muchos pensareis que un trastorno alimenticio no se cura tan rapidamente, pero para mi ya estoy curada. No cuento calorias, no me peso, como más y mejor, no siento remordimientos y, simplemente, disfruto comiendo. Pero cuando empecé a querer salir de la bulimia no fueron las cosas tan fáciles… me gustaria explicar para las que estéis pasando por esto, como fueron estos tres meses para mi.

El primer mes, sin duda, fue el más dificil. Mi cuerpo estaba tan acostumbrado a que me diera atracones que no los podía controlar y me levantaba a las tantas de la mañana a comer sin parar… lo peor era que comía tanto que después tenía que aguantar la incomodidad de tener la barriga hinchadisima durante horas. El insomnio también me atacaba… recuerdo que no conseguía dormir ni estando medicada, a veces durante días yo no era capaz de cerrar los ojos por mucho que lo intentara. Y a esas dos cosas, se le sumó una tercera… el reflujo gastroesofágico. Básicamente todo lo que comía mi cuerpo trataba de vomitarlo en un acto inconsciente, y yo me lo tenía que volver a tragar. Era muy muy desagradable y esto duró aproximadamente 2 meses más.

Durante el segundo mes, los atracones empezaron a disminuir a aproximadamente 1-2 veces por semana… seguía sufriendo mucho por eso pero al menos eran más controlados que antes y ya no me dolía la barriga al terminar. El insomnio empecé a controlarlo tomando pastillas para dormir, pero tenía que dormir en la cama con mi madre porque de otra manera no conciliaba el sueño (y también porque me daba miedo dormir en mi habitación, que estaba más cerca de la cocina…). Además del reflujo gastroesofágico que aún seguía, me empezaron a caer mal muchisimas comidas… daba igual si comia sano o no, me daban unos cólicos y unas punzadas que eran muy dificiles de aguantar.

Visto asi, si… fue una tortura. Pero todos estos síntomas fueron pasando solos al llegar al tercer mes. De hecho, me fui de viaje y disfruté tanto que al volver desaparecieron TODOS. ¿Y qué quiero decir con esto? que fue todo MENTAL. Todos estas cosas que me fueron pasando yo misma me las provoqué porque estaba sufriendo mucho para poder salir de esa enfermedad, y por tanto el estrés y los nervios se me traducian en esas cosas.

¿Valió la pena? SI. Y volvería a pasar por estos tres meses enteros si hiciera falta, porque ahora soy una persona COMPLETAMENTE FELIZ. Una persona libre que ya no le teme a nadie, que puede vivir su vida sin estar ligada a malos pensamientos que su misma cabeza creaba con intención de hundirla, y sobretodo… soy una persona mucho más fuerte de lo que pensaba. Ahora si sé que absolutamente nada va a poder conmigo

Jamás dejéis de luchar, porque os aseguro que nada es imposible.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s